Miles de jóvenes realizan macrobotellones en la calle de la Reina durante las Fiestas. Foto: EPDA.

Los macrobotellones que miles de jóvenes realizan en la Calle de la Reina en fiestas son año tras año un núcleo de suciedad y conflictos. Pocos son los que recogen sus botellas, bolsas de hielo y vasos de plástico y pocas son las fachadas de la calle de la Primavera que no amanecen víctimas de vejigas incontinentes. Tampoco es extraño que, con la excusa de la aglomeración de gente y el alcohol, grupos de jóvenes belicosos agredan a otras personas y causen destrozos en el mobiliario urbano.

Difícil es la tarea de enfrentar estas contingencias, pero la Corporación Municipal ha aprobado en el último Pleno, a propuesta de Acipa y por unanimidad, una serie de medidas para minimizar los daños. Las principales: aumentar la seguridad mediante la dotación de un mayor número de policías en la zona y la el incremento del número de contenedores.

El portavoz de Acipa, Jesús Mario Blasco, ha valorado positivamente que “todos los Grupos hayan entendido la propuesta y la intención de la misma. Sabemos que es algo complicado pero creemos que debemos hacer todo lo que esté en nuestra mano para evitar que se produzcan accidentes de los que tengamos que arrepentirnos. Ahora debemos trabajar en la prevención y sobre todo esperar a ver los resultados tras las fiestas que se avecinan”.

La adopción de medidas será estudiada más en profundidad en los próximos días y se espera que antes de comiencen las Fiestas se cree un protocolo para mejorar el control tanto de la calle de la Reina como de las zonas aledañas al recinto donde se implantarán los conciertos y la macrodiscoteca.